Reseña: Capitán América: Soldado de Invierno

Nueva reseña de Marcos Miguel González, ahí va: 

CAPITÁN AMÉRICA: SAGA SOLDADO DE INVIERNO

Guión: Ed Brubaker
Dibujo: Steve Epting y Michael Lark
Capitán América #1-14

Hagamos un poco de historia. Steve Rogers, muchacho enclenque, se presenta voluntario a un experimento científico que trataba de crear al perfecto soldado americano; tras inyectar el suero del supersoldado, es testigo involuntario del asesinato del científico a manos de un espía alemán oculto en el laboratorio, perdiendo para siempre la fórmula.

A lo largo de sus aventuras, lucha junto con las fuerzas aliadas en Europa, machacó a Hitler y a sus tropas, luchó contra Cráneo Rojo, tuvo un pequeño compañero de aventuras llamado Bucky, con todo esto, ambos murieron intentando atrapar al Barón Zemo, Bucky muerto en una explosión, y Steve Rogers congelado en el ártico. Con el paso del tiempo, fue resucitado, y formó parte de Los Vengadores.

Con estos pocos datos, cualquiera puede disfrutar de la nueva etapa del Capitán América a manos del guionista Ed Brubaker y los dibujantes Steve Epting y Michael Lark.

No existe un personaje más icónico en el Universo Marvel que el Capitán América, símbolo del patriotismo, de los valores americanos. Pues eso se acabó. Brubaker obvia todo esto y los factores políticos que tenía la colección anteriormente, para realizar su propia serie de espionaje, con un toque de serie negra, sin perder de vista que está escribiendo las andanzas de un superhéroe.

La saga El Soldado de Invierno abarca desde el primer número hasta el número 14; los seis primeros números forman parte de la saga Otro Tiempo, aunque estamos ante el primer acto de El Soldado de Invierno. Debido a que contar cualquier hecho sería destripar parte de la historia, o peor aún, estropear una magnifica lectura, no hay en esta reseña ningún spoiler.

En Otro Tiempo, tras la desbandada de los Vengadores, encontramos un Steve Rogers desquiciado, violento, temerario. Bajo esta actitud se esconden unos extraños sueños, que nos retrotraen a su pasado, muy confuso, diferente al conocido por los lectores y el mismo Steve Rogers.  Desde el primer número asistimos a infinidad de sorpresas como la muerte al final del primer número de un personaje importante, y otra en el tercer número, importantes en el devenir de la historia; mediante Flashbacks (magistralmente dibujados por Michael Lark) y una carrera a contrarreloj para encontrar una bomba de IMA, el Capitán América ayudado por Sharon Carter, SHIELD con Nick Furia al frente, se desarrolla Otro tiempo, la búsqueda de la cordura perdida del Capitán América.

Es la historia pasada en la Segunda Guerra Mundial el hilo conductor de estos 14 números. La lucha en Europa, junto con las fuerzas aliadas, Los Invasores o en solitario con su inseparable Bucky, obtenemos los datos necesarios para descubrir la identidad que se esconde detrás de la máscara del Soldado de Invierno. Resulta sorprendente la manera que tiene Brubaker de entrelazar hechos, pero sobre todo la interacción de personajes en las distinta épocas donde se narra la historia, consiguiendo con pocos detalles comprender y definir los motivos que llevan a la creación del Soldado de Invierno.

Y cómo no puede ser de otra manera, donde esté Cráneo Rojo, no puede estar lejos el Cubo Cósmico, objeto del deseo que va a desarrollar todos los actos que nos conducirán al número 14, último de la saga, con un final muy pobre a tenor del desarrollo de los trece números anteriores, con un final típico y abierto.

Uno de los puntos fuertes de la serie es la infinidad de personajes que aparecen por sus viñetas: IMA, Cráneo Rojo, Calavera, SHIELD, Halcón, Iron Man, Nómada, Los Invasores, Sharon Carter, Union Jack, y algunos más que no diré para estropear nada.

Como prologo, la edición española incluye en su número 15 el especial 65º Aniversario de la creación del Capitán América de los lápices de Jack Kirby y Joe Simons, dibujo por Marcos Martín y Javier Pulido, que resulta ser una historia entretenida, un claro homenaje a las historias de la época, que a su vez sirve de punto de partida de futuras historias de la colección.

Si en Nuevos Vengadores ocurren las cosas importantes, es en Capitán América donde ocurren las cosas realmente interesantes. Bueno, y en Daredevil y Factor-X.

Publicadas anteriormente en Es la Hora de las Tortas!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.